Evaluación de la asignatura.


Como se explicó a principio de curso la evaluación de la asignatura sigue dos caminos diferenciados:
  • Seguir la asignatura mediante el sistema de evaluación continua
  • Presentarse al examen final

Explicamos a continuación los diferentes escenarios de evaluación que contemplamos para este final de cuatrimestre:
  • Alumnos con evaluación continua aprobada y asistencia habitual a clase :

No hacen examen final. Su nota es la obtenida a través de la evaluación continua.

    • Sin embargo... Pueden subir nota si lo desean presentándose al examen de validación (Tipo A) de la evaluación continua, o, alternativamente, presentando un trabajo adicional: Una webquest correspondiente a su especialidad.
    • Por asistencia habitual entendemos no sólo una presencia en una parte muy significativa de las clases presenciales, sino que dicha presencia se ajuste a lo que se espera de una actividad discente universitaria.
  • Alumnos que siguen la evaluación continua pero no tienen asistencia habitual o tienen la evaluación continua suspensa (habiendo presentado todos los trabajos prácticos):

Hacen el examen final de Validación de la evaluación Continua (Tipo A). Este examen gira sobre los contenidos teóricos y las competencias prácticas trabajadas en las actividades prácticas y en las clases.

  • Alumnos que no hacen ni evaluación continua (No han presentado todos los trabajos prácticos) ni asisten a clase.

Hacen un examen sobre todo el contenido del programa (Tipo B) tanto en lo referente a los contenidos teóricos como respecto a las competencias tecnológicas previstas en el mismo.